martes, 5 de diciembre de 2017

JUGUEMOS

   Se acerca Navidad y ,con las luces y los adornos,llegan también los deseos, las peticiones a los Reyes Magos y la invasión de anuncios de juguetes, regalos, perfumes, ideas por si no tenemos claro lo que queremos pedir en nuestra carta.
   Y, para mi sorpresa, en un reportaje sobre los gustos y peticiones de los niños en estas fechas, aparte de juguetes varios y variopintos,los niños piden "que sus padres jueguen con ellos", "que tengan tiempo", "que mi madre no esté cansada" "que pueda jugar conmigo"
   Es para recapacitar. Y haciendo memoria, me doy cuenta que lo que más les gusta a mis hijos son los juegos de grupo,de equipo y jugar a las cartas, el parchis, el monopoly...Si juegan con la Play ó con la tablet, ellos solos, enseguida se cansan. Igual ellos son muy sociables, que sí, y el peligro que tienen los juegos individuales es el aislamiento, niños solitarios que pueden pasar horas sin hablar con nadie. Eso, muy entretenidos pero solos.
   Quizá nosotros, los padres de mi generación, hemos disfrutado de jugar en la calle, de hermanos y primos casi siempre juntos, de no tener el mundo electrónico a nuestra disposición, porque no existía.
Y había que echarle imaginación. Con cualquier cosa nos valía, ó nos tenía que valer. Ahora, nuestros hijos son caprichosos y les falta ,quizás, creatividad.
   Nuestros padres no jugaban mucho con nosotros, pero, ¿tan necesitados están los nuestros como para que se lo pidan a los Reyes Magos?¿qué estamos haciendo mal?
Supongo que habrá miles de casos diferentes y no se puede generalizar, pero nuestros hijos necesitan Tiempo de Calidad. Estamos muy ocupados, queremos abarcarlo todo, la conciliación es difícil y, además,no soltamos el móvil, estamos conectados a todo mientras jugamos con ellos. No puede ser. Nos reclaman a gritos y ¿no lo vemos?
   Y aquellas "muñecas de Famosa" este año nos lo recuerdan también.


 La niñez de nuestros hijos pasa volando, enseguida serán adolescentes y no querrán que estemos pendientes de ellos así, a ratos pegados, riéndonos por juegos simples, la grandeza de lo sencillo. Tendrán amigos con los que salir y a quien contar sus cosas en vez de a sus padres. Y no estará ,en sus preferencias, jugar a las cartas en familia.
   De nuevo mi lema vale para esto, aprovecha cada segundo, vive con alegría, disfruta esos momentos.Y pon en una balanza las cosas que realmente merecen la pena. #Juega con Ellos
Y aunque vayamos deprisa, sin tiempo para nada, debemos intentar que nuestros hijos puedan disfrutar de nuestra compañía, pero como Dios manda, con calidad,que aunque sea poco tiempo, sea bueno y reconfortante para ello. Piénsalo, que no necesiten pedírselo a los Reyes Magos
   Los Pelotón somos muy de sacar el Parchis ó el Bingo y pasar una tarde de domingo en casa, en pantuflas jugando a todos los juegos que tenemos, ó casi todos.

Y con los más simples, son con los que más disfrutamos. Si te fijas, esas tardes las recuerdan con cariño.


Piénsalo, que no necesiten pedírselo a los Reyes Magos.#Juega con Ellos
www.mamapeloton.es

miércoles, 22 de noviembre de 2017

¡YA VALE DE QUEJARSE!

        El otro día, después de recoger a los niños del cole, íbamos en el coche los cuatro, conducía yo, y , normalmente, les hago la típica pregunta ¿qué tal el día? y cada uno cuenta ó dice. Pero ese día no, todo fué "me duele la cabeza" , "¿esta merienda?, jo , no quiero esto", " ha sido un rollo la clase de..", "pues yo no quiero ir luego a..", "yo no pienso hacer...", " pues no me gusta..." hasta un  "¡¡no me gusta esta canción"!! Y eso ya fué el colmo.
Puse el intermitente, paré en doble fila y..
-- "¡YA VALE DE QUEJARSE!"-yo con cara de pena, pero sin gritar- . Desde que os habeis subido al coche todo es NO, todo es feo y malo. A ver, quiero que cada uno me diga algo bueno que le haya pasado hoy, algo bonito que haya visto, ó algo que les guste de hoy. 

Las caras de asombro os las podeis imaginar. Pero mi cara era de impaciencia, de "estoy esperando.."
así que sus caras cambiaron a "voy a pensar..."
Y pensaron, claro que sí, y descubrieron cada uno algo bueno, positivo ó bonito , simple, de un día cualquiera. No hace falta que sea algo extraordinario.
Y cuando todos oyeron cosas buenas, ya no tenían cara de enfadados, ni tristes.
Les expliqué, con palabras simples, que yo no puedo vivir oyendo sólo cosas negativas, ni a ellos quejarse continuamente. Que tienen suerte, igual menos que otros, pero mucho más de lo que se creen. Hay que ver algo bonito cada día, buscarlo y quejarse lo menos posible. 
NO SER PROTESTONES (protestadores, que dice Javier), eso es muy aburrido y no por más protestar, van a conseguir más cosas. Sólo pueden encontrarse con caras serias y de enfado alrededor porque oir NO y quejas todo el tiempo es agotador y nos hace ver en GRIS, sin colores.
¿A que a vosotros tampoco os gusta oir sólo cosas negativas y protestas por todo? 
Lo negativo es tóxico y contagioso. Hay que alejarlo antes de que nos envenene.

--¡Y ahora os voy a poner una canción alegre y quiero que canteis !--yo arreglo mucho con la música y cantando--Y miraros las caras, ¡ya no teneis el ceño fruncido y yo os veo mucho más guapos.!

Y puede que haya alguna cosa mala cada día ó que no nos guste, pero debemos ver lo bueno , alejarnos de lo negativo porque su influencia puede ser muy perjudicial.
Y buscar lo positivo es un ejercicio diario. Hay momentos que salta a la vista, que se nos nota en la cara. Y hay días que ni excarvando pero....
¿A quién no le gustan las sonrisas? Con muy poco somos capaces de sonreir y hay sonrisas que iluminan caras tristes.
...Y bailemos (como dice Pablo Alborán)

Os dejo la canción que les puse ese día para hacerles cantar (básicamente a mi me encanta y como se la saben...me vino que ni al pelo)

jueves, 26 de octubre de 2017

COMPAÑERISMO Y EMPATÍA

 En casa, la cena , es momento de resumen diario, anécdotas y charlas divertidas, en general y casi a diario. Últimamente, todos contamos anécdotas y anoche la conversación se centraba en "mi compañero me copia" , "le ha dicho que no tiene ni idea" y "¿ a tí te gustaría que te lo hicieran..?".

  Sobre "mi compañero me copia" aconsejamos, entre todos, a Javier, que lo que necesitaba su compañero era ayuda, que en vez de decirle a su profe que le molestaba, que le preguntara a su amigo si necesitaba ayuda, quizás no sabía hacerlo y le daba vergüenza preguntar. 
  "Le ha dicho que no tiene ni idea": A mi me sonó primero a pique entre amigos pero se empieza así y se termina fatal. Y continuando con esta conversación, da la casualidad, que siempre es el mismo niño el que , con frases como esta, hace de menos a los demás. 
Ahí hay que hacer hincapié. Con la excusa de que son cosas entre niños, no le damos la importancia que tiene realmente. Cada niño es un mundo, pero están en pleno aprendizaje físico y emocional. Sentirse inferior ó que algún compañero le haga de menos, ó le deje en ridículo puede ser muy perjudicial para cualquier niño.
 Quizá estos comportamientos sean reflejo nuestro, de los adultos. ¿No sabemos crear ambientes de respeto?¿cómo fomentamos la autoestima de nuestros hijos? ¿Serían capaces de ser tan crueles con un compañero ó amigo?

El EJEMPLO,nuestro ejemplo, es primordial. Fomentar la solidaridad y el trabajo en equipo es una de las bases de su desarrollo social. Pero los niños no lo aprenderán si no lo ven en nosotros, si nuestro comportamiento dice lo contrario es imposible que ellos lo lleven a la práctica. Y no vale decir eso de "los niños son muy crueles" .NO. NO podemos excusarles , debemos enseñarles. 

Como adultos, debemos ponernos en su lugar, averiguar por qué lo hace, cómo se siente. Y si le están haciendo daño con frases de ese tipo, es muy importante que nos fijemos, no dejemos que pase desapercibido. Quizás no es un comentario aislado, igual se ha repetido varias veces, estemos atentos. Ayudemos, con el diálogo, a que exprese sus sentimientos, que nos cuente esas cosas. Y démosle la importancia que tiene. No es trabajo sólo de un profesor, de un entrenador.  
  "¿A tí te gustaría que te lo hicieran?..: Ahí está mi frase favorita. De tánto explicársela a mis hijos con ejemplos, oirla dicha por mi hija suena genial. EMPATÍA, Saber enseñarles a ponerse en el lugar del otro debería ser uno de nuestros deberes diarios. Es difícil, y también nosotros tenemos que ponerlo en práctica.
¿A tí te gustaría que te dijeran que lo haces mal, que no sabes? ¿te gustaría que dijeras "buenos días" y nadie te contestara? Pues, con ejemplos como estos podemos enseñar y , de paso , fijarnos en nuestro día a día y aplicarnos el cuento para EDUCAR en Valores de COMPAÑERISMO, no sólo en clase, sino en todos los ámbitos de su vida. 
Empecemos en casa ¡YA!


sábado, 6 de mayo de 2017

GRACIAS MAMÁ

  Hoy es el día de la MADRE, de todas las madres del mundo. ¿Sólo hoy?. Bueno, como detalle no está mal que sea domingo y nos podamos permitir el lujo, algunas, de no madrugar tanto y ser un poquito mimadas. 
   Ayer, yo me gané a pulso el título de "Mamá Gritona" después de una hora llamando a mi hijo para que dejara la pelota y subiera a casa a cenar.
 Lo bueno, que después de ver mi cara mustia, me dijo que no pasaba nada, que también era "Mamá Mimitos" mientras se acurrucaba agotado,  en mis brazos como un bebé. Eso me llenó el corazón y levantó mi ego.
Y es que creo que dentro de cada MADRE hay muchas diferentes. Unas son más de madrugar, prisas y contrarreloj y otras de canciones, cuentos y fines de semana. 
Mi MADRE, la más guapa del mundo, tiene dominado su lado mamá canciones, besos y soluciones. No le sale la mamá aventurera pero la cocinera y Hada Madrina es de sobresaliente. 
   Yo soy muy de prisas, pero también muy de mamá juegos. La mamá bailona se me da bastante bién, la profe y la regañona las tengo dominadas y la "mimitos" y caprichitos se me dan de lujo. 
Supongo que dependiendo del día y la hora.
   Todas esas mamás dentro de cada Mamá intentan cada día ver niños felices y sonrientes.
Cada Gran Madre del mundo se mueve por las sonrisas de sus hijos. Son las pilas y el impulso . El universo lo mueven las madres que ayudan a sus hijos a ser mayores. Y está clarísimo que los malos del mundo hacen poco caso a sus madres, ó sólo ven a la mamá triste y gris.
Esa mamá sale cuando nuestros pequeñuelos no nos hacen caso, nos ignoran o se nos van de las manos. 
  La mamá perfecta no existe pero todas tenemos mucho de buenas. Sólo hay que preguntar a nuestros hijos. "Mi mamá es la mejor" ó " eres la más guapa del mundo mundial" son las cosas más bonitas que cualquier madre puede oir de sus hijos. 
  Quizás tengamos demasiados tipos de mamás dentro de cada una y a veces tengamos nuestros conflictos, porque la insegura también sale a pasear a menudo, para plantearnos mil preguntas sobre cómo lo hacemos. No hay que hacerla mucho caso porque todas lo intentamos hacer bien, a nuestra manera. 
  Yo quiero ser la mamá que da chocolate, ayuda a montar en bici, la profe buena, la que hace castillos en la playa, dibuja arco iris, canta, cocina con niños, que escucha y acompaña. Como ha sido la mía para mí. Siempre sonriente, la que termina agotada sin que lo parezca, la que inventa y experimenta. 
Y ellos ahora no se dan cuenta, pero este es un trabajo a largo plazo con controles diarios. Y ojalá, cuando mis pequeños sean mayores, en algún momento, me digan lo que yo ahora le digo a mi madre con todo mi cariño y admiración: 
" GRACIAS MAMÁ"
 y ojalá todos los niños menores de 100 años les digan a sus madres, estén donde estén, 
TE QUIERO MAMÁ

jueves, 30 de marzo de 2017

¡¡¡¡TÚ SI QUE VALES!!!...para ellos

 Sabemos que somos parte fundamental de la educación de nuestros hijos pero ¿practicamos con el ejemplo?
Para los niños, sus padres es un referente y aprenden de ellos hasta en cada gesto. Somos sus guías,sus maestros de lo cotidiano. Pues vamos a comportarnos como tal.

 El deporte es primordial en la vida y casi todos los niños practican algún deporte y muchos en equipo.
Su deporte favorito es además su diversión y suele ser "lo que más le gusta del mundo". 
  En ese mundo,y para que divertirse haciendo deporte se convierta en el hábito de hacer deporte, es primordial, que la motivación,la familia,el entorno , sea favorable y sea educación y deporte al mismo tiempo.
Y lo que nunca,nunca debe pasar,es que todo ello no sea positivo.
  Episodios de vergüenza como hemos visto estos días, seguro han ocurrido siempre. Desde que el deporte es competición la rivalidad y la mala educación parece que han ido unidas.¡Pues es hora de cambiar eso!

Da igual el deporte que se practique, jamás un padre debe dejar en ridículo a su hijo, ni al rival, ni al entrenador, a nadie. Eso NO se hace!!
Nuestro objetivo debe ser que los niños aprendan valores en el colegio, en casa, jugando al futbol,basket ó Kárate, da igual el deporte, da igual en qué faceta de su vida. Ayudémosles

¡TÚ SI QUE VALES!..para tus hijos. No somos su entrenador, ni su colega, ni el preparador físico. Somos su familia, sus padres ,debemos ser su ejemplo de comportamiento. Y también, sus mayores fans. Claro, animando,motivando, no presionado.Son niños,nosotros su "espejo". Tienen derecho a equivocarse,y aprenderán haciéndolo. 

 Enseñemos respeto, fair-play,el rival es otro niño.Las reglas son primordiales en cualquier deporte.El árbitro es el juez, no el desencadenante de una catástrofe mundial. ¿a tí te gustaría que te insultaran en tu trabajo?¿hicieras lo que hicieras? A nadie ¿verdad? Empatía, pongámonos en el lugar del otro. No vayamos a ser y convertirnos en lo que, criticamos del otro,del rival,del vecino.

 Animemos,ayudemos a crecer,haciéndolo cuando les vemos practicar su deporte favorito. Hacen deporte para divertirse, porque les gusta, no sólo para ganar. Se gana, se pierde, pero a todo hay que aprender. 
 Que NUNCA sea su familia el que le haga sufrir, el que le quite la ilusión.

Y hablemos con ellos, quizás tengan dudas, quizás hoy no jugaban bien por ...pereza,por ejemplo, cansancio ..y nosotros ni nos hemos dado cuenta,  fijándonos en el resultado y en que no lo estaba haciendo bien. Error. Tienen mucho que contar,cada uno a su manera, incluso del rival. 
Disfruta como espectador, es su momento, no el tuyo.

Dejemos que disfruten y les seguirá gustando el deporte siempre.

Resumiendo:
   1. APOYAR y ANIMAR tanto a mi hijo como a sus compañeros
  2. NO criticar "a voces" ni a mi entrenador, ni a mi hijo ni a sus compañeros
  3. NO dar instrucciones, esa es labor del entrenador
  4. RESPETAR al árbitro SIEMPRE, se equivoque o no
  5. DISFRUTAD de ver como vuestros hijos aprenden valores, se divierten, maduran, compiten, ganen o pierdan

Ejemplo y buena educación. Valemos de ejemplo, demos ejemplo.

Os dejo dos cartas de entrenadores, de futbol y baloncesto, para que comprobeis que ellos piensan continuamente en el deporte como valor positivo en la vida y eso quieren transmitir. No dejeis de leerlas.
    --Nacho Andres Cobo(entrenador de futbol base) :"debes dar refuerzos positivos"  seguir leyendo

    --Marina García Bautista(entrenadora de Baloncesto):"tiene que saber que le importas" seguir leyendo
     
Y a aplicarse el cuento